Consideramos que la justicia es la base para la consolidación de una paz estable y duradera, es fundamento de una integración plena de sociedad y una protección efectiva de los derechos fundamentales de los colombianos.

 

Trabajamos por promover la aplicación de los Derechos humanos en los ámbitos sociales,  políticos e institucionales, sin lugar a discriminaciones por razones de apariencia física, origen étnico, idioma, edad o de cualquier otra índole.

 

Promovemos una reforma judicial profunda con el objetivo de lograr justicia eficiente con la cual los ciudadanos obtengan el debido reconocimiento y unas acciones necesarias que permitan la erradicación de la extrema pobreza, garantizando la satisfacción de las necesidades básicas de los colombianos.